2018 El Alza en el Uso de la Electricidad Residencial Lanza Algunos Destellos Destacados Interesantes

Back to Top

Heat-sun

La Administración de Información de Energía de los Estados Unidos publicó recientemente un análisis del consumo de energía en los Estados Unidos en 2018. No fue ninguna sorpresa ver que hubo un incremento en la cantidad total del consumo de electricidad. Sin embargo, dos tendencias interesantes surgieron en mí después de haber leído el reporte:

  • El uso de electricidad en el sector industrial disminuyó.
  • El uso de la electricidad residencial se incrementó.


Esta es la primera vez en más de una década que hemos visto un incremento en el consumo de electricidad en el mercado residencial. Durante ese tiempo, hemos visto a los propietarios residenciales instalar muchos aparatos electrodomésticos de bajo consumo de energía, convirtiendo las bombillas incandescente en tecnología LED y tomando ventaja de una construcción de más casas eficientes. Así que, ¿qué causaría que los clientes residenciales empezaran a consumir más electricidad? Yo lo atribuyo a dos factores: el mal clima y el incremento en el uso de las tecnologías digitales.

En 2018, por ejemplo, vimos extremos en ambos, el clima frío y el clima caliente. Los vórtices polares y los ciclones invernales bajaron las temperaturas, forzando a los clientes residenciales a utilizar más sus calefacciones, y un 36% del país depende de la electricidad para la calefacción. Y durante el verano, vimos registradas altas temperaturas, que causaron el uso incrementado de electricidad para las unidades de aire acondicionado.

Además del clima, también estamos viendo una demanda creciente de electricidad dentro de las casas debido a los dispositivos digitales, con más familias que utilizan múltiples tabletas y teléfonos celulares, comprando vehículos eléctricos e instalando cámaras de seguridad, para mencionar algunos pocos ejemplos. Un automóvil totalmente eléctrico, por ejemplo, puede consumir 25 kWh o más por cada 100 millas. Los propietarios de vehículos eléctricos tienen que reponer esa energía perdida de alguna manera y la mayoría lo hace en sus garajes o cambiando de estaciones en sus comunidades residenciales.

¿Por qué es importante notar estas tendencias? Porque ya que el uso de la electricidad residencial se ha incrementado, la confiabilidad de la red de distribución para medir las necesidades del cliente necesita ser revisada. Como una industria, entendemos la importancia de tener una gran confiabilidad en los sistemas de transmisión y en los alimentadores de distribución, pero ahora necesitamos reexaminar como podemos incrementar la confiabilidad en nuestros ramales y desde la derivación en los transformadores de distribución aérea hasta el medidor del cliente.

Su compañía eléctrica, ¿ha estado viendo una tendencia similar?

Especialista

Chris Evanich

Fecha de Publicación

marzo 22, 2019